top of page

X recopilará datos biométricos de usuarios premium para combatir la suplantación de identidad



X, la plataforma de redes sociales anteriormente conocida como Twitter, ha actualizado su política de privacidad para recopilar datos biométricos de los usuarios con el fin de abordar el fraude y la suplantación de identidad en la plataforma.


"Basándonos en su consentimiento, podemos recopilar y utilizar su información biométrica con fines de seguridad y identificación", afirmó la empresa. Se espera que la política revisada entre en vigencia el 29 de septiembre de 2023.


El gigante de las redes sociales le informó a Bloomberg, que fue el primero en informar sobre este desarrollo, que el cambio se limita a los usuarios premium y que un proceso de coincidencia biométrica "también ayudará a X a combatir intentos de suplantación de identidad y hacer que la plataforma sea más segura".


Con este fin, a los usuarios se les dará la opción de proporcionar una identificación gubernamental y una fotografía para la verificación de identidad mediante datos biométricos, según lo informado por la compañía a la publicación. Sin embargo, actualmente no está claro cómo planean recopilar esta información y durante cuánto tiempo se retendrá en sus sistemas.


Se espera que la actualización de la política también incluya una cláusula para recopilar la historia laboral y educativa de los usuarios con el fin de mostrar posibles recomendaciones de trabajo, compartir esa información con posibles empleadores y mostrar anuncios personalizados.


Este cambio llega días después de que X presentara nuevas funciones de contratación que permiten a las organizaciones verificadas mostrar ofertas de trabajo en sus perfiles.


A principios de mayo, X comenzó a implementar el soporte para mensajes directos (DM) encriptados en el servicio. El director ejecutivo de la empresa, Elon Musk, también ha afirmado que los usuarios podrán realizar llamadas de video y audio a través de la plataforma sin necesidad de compartir su número de teléfono.


Eso no es todo. La empresa ha detallado aún más en su próxima política de privacidad que "podemos utilizar la información que recopilamos y la información disponible públicamente para ayudar a entrenar nuestros modelos de aprendizaje automático o inteligencia artificial".


Musk ha confirmado posteriormente el cambio, afirmando que se refiere "solo a datos públicos, no a mensajes directos ni a nada privado".


¿Quieres saber más?


コメント


bottom of page